skip to Main Content
Un Crudo Testimonio Que Fue Clave En La Condena A Harvey Weinstein: “Pensé Que Estaba Deformado”

Un crudo testimonio que fue clave en la condena a Harvey Weinstein: “Pensé que estaba deformado”

Su testimonio fue clave: la ex actriz Jessica Mann habló ante la Justicia sobre los abusos sexuales de los que fue víctima. Fue el 31 de enero, por hechos cometidos en un hotel de Nueva York en 2013. El perpetrador, Harvey Weinstein, acaba de ser condenado por esas violaciones.

En su declaración, la denunciante dio detalles muy concretos y gráficos de sus interacciones y de la anatomía del ahora condenado.

Mann, de 34 años, aseguró que hacia 2013 ella y Weinstein mantenían una relación sexual secreta que comenzó en Los Ángeles entre finales de 2012 y principios de 2013.

Ante el tribunal, Mann contó con la voz quebrada y a veces interrumpida por el llanto cómo cuando buscaba empleo como actriz en Los Angeles, y vivía en su auto porque no tenía dinero para el alquiler, fue agredida sexualmente por el productor en dos oportunidades.

En torno a marzo de 2013, coincidiendo con la festividad de San Patricio, Mann dijo que estaba intentando poner fin a esa relación y describió una discusión en público en un hotel neoyorquino en la que él le ordenó subir a la habitación, a lo que ella accedió pensando que podría gritarle a Weinstein en privado.

La testigo clave de la fiscalía, Jessica Mann, dio detalles tremendos de la violación de Weinstein (Dee DelgadoAFP)© clarin.com La testigo clave de la fiscalía, Jessica Mann, dio detalles tremendos de la violación de Weinstein (Dee DelgadoAFP)

Sin embargo, una vez dentro, el productor le prohibió salir de la habitación y la forzó a desvestirse y a tirarse en la cama, donde la violó, según afirmó Mann durante el juicio. A la vez, señaló que su relación sexual previa no había incluido el coito.

“Sentí pánico porque mi peor pesadilla estaba a punto de suceder”, afirmó Mann sobre el estrado. “Sentía mucha ira y tenía mucho miedo. En ese momento me rendí”, agregó.

Explicó que después fue al baño, observó una inyección en la bolsa de la basura y se fijó en el nombre de la medicación: “No recuerdo el término médico exacto, pero cuando lo busqué en Google, básicamente significaba medicación para la disfunción eréctil”, declaró entre lágrimas.

Tras volver a Los Ángeles, la actriz retirada aseguró que le envió correos electrónicos halagadores para tratar de mantener su “frágil” ego y que a veces era el miedo a Weinstein lo que la llevaba a escribir esos mensajes.

“Quería que me percibiera como alguien inocente y no como una amenaza para no provocar un momento de ira”, explicó Mann, que lloró en numerosas ocasiones y se mostró muy nerviosa durante su testimonio.

La intérprete confesó que tras conocer al productor inició una relación de tipo sexual con él, que incluía sexo oral no forzado.

El exproductor Harvey Weinstein en el juicio en su contra en Nueva York. (REUTERS/Jeenah Moon)© clarin.com El exproductor Harvey Weinstein en el juicio en su contra en Nueva York. (REUTERS/Jeenah Moon)

Mann dijo además haber sentido “compasión” por Weinstein la primera vez que lo vio desnudo, y describió en detalle sus g*n*t*l*s, que según dijo estaban “cubiertos de cicatrices“.

“Pensé que estaba deformado y que era intersexual”, afirmó la testigo, que aseguró que el productor “no tiene t*st*c*l*s y parece tener v*g*n*”, a la vez que destacó que en una ocasión orinó sobre ella.

Un dibujo del juicio contra Harvey Weinstein muestra a la testigo Jessica Mann declarando en el estrado (REUTERS/Jane Rosenberg)© clarin.com Un dibujo del juicio contra Harvey Weinstein muestra a la testigo Jessica Mann declarando en el estrado (REUTERS/Jane Rosenberg)

El testimonio, en ocasiones extremadamente gráfico, causó momentos de revuelo entre los asistentes, mientras que los abogados de defensa de Weinstein presentaban numerosas objeciones.

La testigo confirmó asimismo que mantuvo relaciones sexuales con Weinstein durante años después de la supuesta violación de Nueva York y que intercambiaron numerosos correos.

En ese momento, la defensa de Weinstein señaló que tenía en su poder más de 400 mensajes intercambiados entre ambos en los que Mann nunca había acusado al productor de violarla.

“Hoy es un nuevo día para las víctimas de violencia sexual. Las fuerzas de seguridad están ahora empezando a creeros, los miembros del jurado están empezando a creeros y a condenar. Así que tened valentía, porque hoy es un nuevo día y la justicia puede llegar a tí también”, dijo este lunes la abogada Gloria Allred, representante de Miriam Haley, la otra víctima por cuyo abuso sexual Weinstein fue condenado.

Con datos de EFE

 

 

 

 

Back To Top