skip to Main Content
¿Quieres Saber Si Tus Pezones Son Normales? ¡Entérate!

¿Quieres saber si tus pezones son normales? ¡Entérate!

¿Te has mirado al espejo y preguntado si tus pezones son normales? En realidad no serías la única, por eso te decimos lo que sí y no debería preocuparte respecto a ellos.

Color y tamaño

Todos son distintos en colores y formas, según publicó Jane O’Brien, especialista en senos y cirujana oncoplástica, en su página web. Ella explica que, sean oscuros o pálidos, apunten hacia arriba o hacia abajo, sean grandes o pequeños o estén siempre erectos o tan solo a veces, serían perfectamente normales. Además, ambos pezones pueden ser diferentes el uno del otro.

La única razón por la que deberías preocuparte es si los pezones se vuelven asimétricos con el paso del tiempo o en la edad adulta, sobre todo si se da de manera repentina, dijo Sarah Cate, médico cirujano de senos a la revista Cosmopolitan.

Pezones invertidos

Si los tuyos se dirigen hacia la parte interior de tu seno en lugar de hacia fuera, tampoco es extraño. Incluso, desde el nacimiento ya podrían verse así, o volverse de ese modo a medida que vamos creciendo.

Pelitos en los pezones

Tampoco habría de que asustarse cuando crecen ahí o en la areola (el área más oscura de la piel alrededor del pezón). Si te resultan incómodos, podrías cortarlos cuidadosamente con unas tijeras, recomendó Breast Cancer Care, una organización no gubernamental, en su sitio web.

Estrías

Suelen aparecer durante el embarazo o en la pubertad, cuando los pechos están creciendo muy rápido, por lo que se sugiere hidratar bien la zona. Estas líneas son muy comunes y con el tiempo podrían tomar el color del resto de la piel y camuflarse, comentó O’Brien.

Secreción

Cuando los senos se han desarrollado por completo, alrededor de los 17 años, después del ejercicio o de un masaje en la mama, sería normal que salga un líquido blanco, amarillo, verde o marrón. A menos que haya una secreción excesiva, no habría de que alarmarse.

Pezones extra

Aunque hay a quienes les resultan antiestéticos, no conllevaría ningún riesgo dejarlos en su lugar, explicó O’Brien.

Como ves, ellos también tienen sus particularidades, ¡y no siempre son pálidos, lisos y pequeños! Recuerda consultar al médico si tienes dudas.

Comentarios

comments

Back To Top