skip to Main Content
En Penales Y Con Dos Gigantes Como Porteros, Croacia Echó A Dinamarca

En penales y con dos gigantes como porteros, Croacia echó a Dinamarca

El cruce entre Dinamarca y Croacia en el papel no se antojaba para ser un partido de ida y vuelta, por el estilo de juego de las dos selecciones, sin embargo a penas al minuto 1 los daneses romperían con esa creencia al ponerse al frente por conducto de Jorgensen, quien entre un mar de piernas croatas y danesas saco un disparo que se metió a la meta de Danijel Subašić.

Pero el gusto les duraría poco, pues Croacia  la siguiente llegada empataría el marcador en una jugada en donde la suerte le favoreció a Mario Mandzukic y en un rebote aprovechó para empujar la pelota en el marco de Kasper Peter Schmeichel. El partido volvía a ponerse en igualdad de condiciones con dos selecciones que tenían buena pegada en cada una de sus llegadas.

Entre llegadas de los dos lados se terminó la primera mitad,  ya sin tantas emociones como al principio del encuentro, pues las revoluciones ya habían bajado de parte de ambas selecciones.

Para la segunda mitad Croacia salió con un poco más de ambición y sus llegadas provocaban cierto peligro en el marco danés, sin embargo ninguna representaba mayor preocupación. Poco a poco Dinamarca fue tomando más la pelota y Croacia dejaba de crear oportunidades, el partido se notaba trabado y con ninguna de las dos selecciones sin mayor apuro por generar ocasiones de gol.

Los minutos transcurrían y los 90 terminaron con el empate a uno, los tiempos extras serían ahora donde se tendría que definir quien pasaba a los cuartos de final.

Llegaron los tiempos extras

Dinamarca salió con todo para conseguir el gol que lo pudiera calificar a la siguiente ronda de la copa, sin embargo las piernas ya no les daban y con más corazón que fuerza buscaban crear llegadas en contra del marco croata, sin éxito alguno. Por su parte Croacia esperaba y se veía un poco más fresco que el conjunto danés, aunque no se mostraba preocupado por atacar a la escuadra danesa.

Fue en la segunda mitad de la prórroga al minuto 114 cuando después de un gran pase de Modric, Rebic se escapó por el centro para ser derribado dentro del área danesa y el árbitro Pitana marcara penal. La oportunidad de oro aparecía para Croacia, su mejor hombre, Modric, tenía en sus botines el pase, pero un sorprendente Kasper Peter Schmeichel, se lanzaba con todo el corazón y detenía el tiro penal. Dinamarca increíblemente vivía y forzaba a los penales.

Todo se definiría desde los once pasos

Todo estaba dicho, el pase a los cuartos de final se tendría que definir desde los once pasos. Se podría suponer que Croacia llegaba con el golpe mental de haber fallado el penal en la segunda mitad del tiempo extra que les hubiera dado el pase, sin embargo la serie fue muy pareja y las dos selecciones tuvieron para ganar, con grandes actuaciones de los dos porteros, estaba difícil saber quien sería finalmente el que pasaría.

Al final los croatas se impusieron por marcador de 3-2 y seguirán soñando con hacer algo interesante en esta Copa del Mundo.

Comentarios

comments

Back To Top